Las sales de baño y sus beneficios

Las sales de baño y sus beneficios

Te has preguntado ¿Para qué sirven las sales de baño?, y ¿cuáles son sus beneficiosos para la salud? Pues bien, las sales de baño se han utilizado durante mucho tiempo, como una forma fácil y barata de tratar las dolencias de salud mental y física.

Muchas de ellas, están hechas de sulfato de magnesio. Conocida como sal de Epsom o sal marina. Se disuelven fácilmente en el agua tibia del baño, y se utilizan para todo tipo de usos, desde el alivio del estrés, hasta los dolores y molestias.

¿Para qué sirven las sales de baño?

Si está buscando una manera de relajarte, de aliviar los músculos doloridos o tratar la piel irritada, puedes considerar en tomar un baño de sal marina. Aunque en general, bañarse con tranquilidad, es una buena manera de consentirse después de un día duro.

¿Para qué sirven las sales de baño?

La mayoría de las personas, utilizan las sales de baño, como una forma de mejorar un baño relajante. Pero además de eso, las sales de baño, proporcionan varios beneficios para la salud, como el alivio de dolores de articulaciones, de rigidez muscular, de artritis, malestar de cabeza y estrés condicional de la piel.

Hay que tener muy claro para que sirven las sales de baño, para obtener los mejores beneficios. Asimismo, saberlas utilizar, dependiendo de lo que desees tratar, existen diferentes tipos de baños con sales, algunos de ellos son:

Baño de desintoxicación

Un baño de desintoxicación, está generalmente hecho de sal de Epsom. Los minerales de un baño de desintoxicación, ayudan a eliminar las toxinas del cuerpo para mejorar la salud, aliviar el estrés, tratar el estreñimiento y la pérdida de peso.

La absorción de magnesio, es otro beneficio importante de los baños de desintoxicación con sal de Epsom. Es muy provechoso, para aquellas personas con deficiencia de este elemento, como las que padecen de fibromialgia.

¿Cómo usar la sal de Epsom en este baño?

Sal Epsom

Para hacer un baño de desintoxicación con la sal de Epsom, suficiente con colocar dos tazas de esta sal para una tina de tamaño estándar, llena de agua caliente. Antes, es bueno agregar la sal, en el agua corriente con la idea de disolverla más rápido.

Una vez lista el agua con la sal marina, el baño debe realizarse durante al menos doce minutos. Adicionalmente, se puede añadir aceites esenciales, como el de lavanda o menta, para disfrutar de los beneficios de aromaterapia, como la relajación y el buen estado de ánimo.

Baño para dolores musculares

Las sales de baño pueden ayudar con los dolores musculares, relajando los músculos tensos y reduciendo la inflamación. Este baño, además de minimizar los dolores musculares, estimula la circulación, alivia los calambres musculares y la rigidez de las articulaciones, producto muchas veces, de la sobrecarga de trabajo.

¿Cómo se prepara?

Para una tina de tamaño estándar, lo correcto es colocar dos tazas de sal de Epsom.  Antes de añadirla en la tina, se debe disolver la sal en el agua corriente, luego se agrega la solución en agua tibia, y se agita con la mano, para disolver los granos restantes.

Este baño es importante hacerlo entre doce a veinte minutos. Y para disfrutarlo al máximo, las gotas de aceite esencial de corteza de canela, diluidas, son excelentes. El aceite de corteza de canela tiene un efecto de calentamiento en la piel, que alivia los músculos doloridos.

Baño para la inflamación o irritación de la piel

Las sales de baño, pueden utilizarse para aliviar la inflamación e irritación de la piel, causada por eccema, psoriasis, dermatitis de contacto y pie de atleta. La Asociación Nacional de Eczema, recomienda la sal marina en el baño, durante un brote, para ayudar a prevenir el escozor.

Baño para la inflamación o irritación de la piel

Preparación del baño

Para aliviar la picazón y la piel irritada, el baño con la sal de Epsom o sal marina, es ideal. Para esto, se prepara de manera similar a los baños anteriormente mencionados. Y una vez preparada el agua con la sal, el tiempo adecuado, es por lo mínimo veinte minutos.

El aceite del árbol del té, es clave en este baño, pues, tiene propiedades antimicrobianas, antiinflamatorias y antisépticas que pueden hacerlo más efectivo, para tratar el eccema y las infecciones menores de la piel. Los aceites esenciales deben ser diluidos antes de usarlos, pero el aceite del árbol del té, viene en muchas concentraciones, algunas ya diluidas.

Baño para la Artritis

La Fundación para la Artritis, recomienda para las personas que padecen de esta enfermedad, remojarse y estirarse en un baño de sal de Epsom caliente. La finalidad es aliviar las articulaciones rígidas y doloridas. También, para calmar el dolor muscular después de hacer ejercicio.

¿Cómo se prepara este baño para esta dolencia?

Se necesita únicamente para este baño, dos tazas de sal de Epsom en una tina llena de agua caliente. El tiempo del baño es importante, se recomienda remojarse veinte minutos al día según sea necesario, o después del ejercicio.

Añadir gotas de aceite esencial de jengibre, diluidos a las sales de baño, ofrece beneficios adicionales. Algunos aceites esenciales, como el jengibre, pueden tener beneficios antiinflamatorios. De acuerdo con estudios confiables, el jengibre tiene efectos antiartríticos y protectores de las articulaciones.

Baño para la Artritis

Consideraciones importantes

La revista Seminars in Arthritis and Rheumatism, reseña con mayor detalle, para que sirven las sales de baño. Particularmente, para especialista del área de la medicina, terapeutas, deportistas o interesados por algún caso especifico.

Investigaciones han demostrado, que los baños de sal marina, son beneficiosos para el tratamiento de enfermedades reumáticas. Entre ellas: la artritis reumatoide, artritis psoriásica, espondilitis anquilosante y osteoartritis de la rodilla.

Además, ayudan a eliminar las escamas, a disminuir la molesta comezón causada por la psoriasis y a tratar el acné y la dermatitis atópica que padecen algunas personas. Por otra parte, la sal marina, también se utilizan en el baño, como un exfoliante, para limpiar la piel muerta y estimular la renovación celular.

Siempre es importante, hablar con el médico o especialista antes de probar un baño de sal marina. Particularmente, para las condiciones de la piel como la psoriasis, el acné o la dermatitis atópica, es vital la comunicación, aún más, si la condición es severa o crónica.

Finalmente, recuerda visitar nuestra página destapar-drenajes.com, si necesitas de los mejores servicios de plomería, contamos con trabajadores calificados, para ejecutar cualquier arreglo, reparación o ajuste de tu baño, no dudes en contactarnos.

Video sobre qué son las sales de baño y cuales son sus beneficios